Ir al contenido principal

4 preguntas muy frecuentes sobre la conservación del vino

Conservación del vino

Lo primero que tenemos que tener claro es que un vino es un ser vivo que sigue evolucionando dentro de la botella.

¿Cómo conservarlo?
Un vino tiene que estar tranquilo, reposando, aislado de la luz natural y de las vibraciones. Si lo almacenas en casa busca la habitación, armario...lugar más fresco y menos transitado. Lejos del calor, ruídos y fuertes olores. Todo esto para que evolucione lentamente y no se estropee antes de tiempo. 
A una temperatura relativamente baja y no estar expuesto a cambios bruscos de temperatura. La ideal para la conservación de vinos es entre los 14 °C y los 16 °C.
La humedad deberá estar entre 70 y 75%.
Es fundamental que el corcho permanezca húmedo en su parte interior, por lo que es conveniente que la botella (vinos tintos) se almacene en posición horizontal
En caso contrario te aconsejamos un consumo rápido.

¿Qué vinos se pueden guardar?  y ¿Cuánto tiempo?
Muchos nos hemos hecho alguna vez la pregunta de cuánto dura un vino y si todos los vinos se pueden guardar...
Pues todo depende de como lo conservemos y depende del tipo de vino que queramos guardar.
Como norma general nos puede servir de guía:
  • Los vinos jóvenes, del año o de segundo año, sin crianza, se comercializan para ser consumidos en un corto plazo de tiempo.
  • Los blancos y los rosados más ligeros conservan sus cualidades durante el año siguiente al de la cosecha, aunque el mejor momento para degustarlos es en los primeros meses.
  • Los tintos jóvenes y algunos blancos con más extructura como los albariño o los rueda tienen una vida ligeramente más larga (dos años y poco más).
  • 4 años es el plazo medio de vida óptima para los crianza.
  • De 8 a 10 años para los reserva.
  • Los vinos más longevos son los generosos (olorosos, amontillados,...) o los dulces.

Además de los métodos de elaboración, envejecimiento y conservación hay otro elemento esencial que incide en la vida de un vino: La variedad. 

Un vino elaborado con uva Tempranillo, Graciano, Cabernet Sauvignon o Merlot evolucionará más lentamente que otro vino elaborado con Garnacha, Monastrell o Syrah.

por último, llegado el momento de disfrutarlo:



Ilustración Barbara Fox


¿Cual es la temperatura de servicio y/o de consumo de un vino?

El vino es preferible tomarlo a su temperatura recomendada. Sólo de esta forma se podrán apreciar la multitud de aromas y sabores. Los tintos deberán servirse en torno a los 16 a 17 °C. Los reserva en torno a los 18º. Los blancos y rosados, sin embargo, deben tomarse más fríos, alrededor de los 7-8 °C. Y el cava algo más fresco. 6-7º C máximo.