Ir al contenido principal

Descubriendo el Vino de Jerez

El nombre Jerez aplicado a vino, y sus traducciones “Xérès” y “Sherry”, al igual que el nombre “Manzanilla”, y el vinagre de Jerez son Denominaciones de Origen del marco de Jerez.
El Marco de Jerez se encuentra situado en el noroeste de la provincia de Cádiz. 
Zona de Crianza: Triángulo formado por Jerez de la Frontera, El Puerto de Santa María y Sanlúcar de Barrameda. 
Zona de Producción: Trebujena, Lebrija (Sevilla), Chipiona, Rota, Chiclana de la Frontera y Puerto Real.
¿Cómo se elabora el vino de Jerez?
Los Vinos del Marco de Jerez se envejecen generalmente mediante el método de criaderas y solera. Esto es, el vino que se embotella se extrae de una última escala de envejecimiento, formada por un determinado número de botas (barricas) que generalmente es la situada más cerca del suelo, de ahí el nombre, en las que se contienen los vinos más viejos. La cantidad extraída de estas botas se sustituye con el vino más joven contenido en la fila superior de botas, la primera criadera, y ésta a su vez por el vino de la segunda criadera, y así sucesivamente. 
Resultado: vinos excepcionales que mantienen, año tras año, la más alta calidad. 


vinos-jerz-vino-on
Ilustración Blog El Pais

Tipos de vinos
Vinos Generosos:
Manzanillavino blanco y seco, elaborado con uva palomino y envejecido bajo una capa de levaduras llamada velo de flor. Crianza exclusiva en bodegas de Sanlúcar de Barrameda.
Notas de Cata
Pálido, brillante y de color amarillo pajizo. Aroma punzante y delicado en el que destacan notas florales, recuerdos almendrados y aromas de panadería. Al paladar es seco, fresco y delicado; con un paso de boca ligero y suave, a pesar de su final seco. Presenta una ligera acidez que produce una agradable sensación de frescor y un regusto persistente y ligeramente amargo.
En ocasiones, las manzanillas son sometidas a períodos de crianza excepcionalmente prolongados, en los que la flor llega a debilitarse ligeramente, provocando un pequeño nivel de oxidación y una mayor complejidad; surgen así las "Manzanillas Pasadas". Son vinos con más estructura, pero con todo el carácter punzante e intenso que aporta la crianza biológica.
Gastronomía:
Ideal como aperitivo y acompañamiento a todo tipo de tapas, y especialmente de sabores que provengan del mar, como mariscos y pescados. Embutidos y salazones, así como con platos que contengan vinagre: ensaladas, adobos, marinados, sopas frías, etc.
Se sirve muy fría.
Finovino blanco y seco, elaborado a partir de uva palomino. Al igual que la Manzanilla, el Fino es envejecido bajo la capa de levaduras que conforman el velo de flor. 
Notas de Cata
Brillante color amarillo pajizo a dorado pálido. De aromas punzantes y delicados, con ligeros recuerdos almendrados y notas de masa fresca de pan y hierbas del campo. Al paladar es muy seco, delicado y ligero. En el post-gusto vuelven los recuerdos almendrados, dejando una agradable sensación de frescor.
Gastronomía:
Ideal para el aperitivo y para todo tipo de tapas, en especial aceitunas, frutos secos y jamón ibérico. Mariscos y pescados: de sabor salino (anchoas) y con los crudos (sashimi). Ensaladas con vinagreta, adobos, etc. Sopas frías: gazpacho, ajo blanco.
Se sirve muy frío. 
Amontillado: Combina la crianza bajo velo de flor, propia del Fino y la Manzanilla, con un período posterior en el que el velo de flor desaparece y el vino se expone a la oxidación. Elaborado con uva palomino, esa fusión de crianzas hace de los Amontillados vinos extraordinariamente complejos e interesantes.
Notas de Cata
Color topacio a ámbar. Aroma sutil y delicado, con una base etérea suavizada por aromas de frutos secos de cáscara (avellanas) y vegetales que recuerdan a hierbas aromáticas y tabaco negro.
Presenta una entrada en boca amable y una acidez equilibrada; su desarrollo resulta complejo y sugerente, destacando un final seco y un post-gusto prolongado en el que retornan las notas de frutos secos y madera envinada.
Gastronomía:
Con ahumados, quesos curados, carnes blancas, pescado azul, platos especiados. Acompaña, además, determinadas verduras como espárragos y alcachofas. 
Oloroso: vino elaborado con uva palomino. La especial estructura que muestra desde un principio aconseja a destinarlo a crianza oxidativa. Es por ello que se le añade alcohol hasta los 17°, impidiendo así el desarrollo del velo de flor, con lo que el vino envejece expuesto al oxígeno. El resultado es un vino muy estructurado y complejo.
Notas de Cata
De color ámbar a caoba, más oscuro cuanto más prolongada sea su crianza. Aromas cálidos y redondos, complejos y potentes. Con pronunciados aromas a frutos secos de cáscara, como la nuez, notas tostadas, vegetales y balsámicas que recuerdan la madera noble, el tabaco rubio y la hojarasca seca. Se pueden apreciar notas especiadas y animales que recuerdan a trufa y a cuero.
En boca son vinos sabrosos y muy estructurados. Potentes, redondos y con mucho cuerpo. Su contenido en glicerina hace que sean suaves al paladar. Tienen larga permanencia en boca y complejos aromas retronasales. Resaltan notas de madera noble que propician un final secante muy elegante. 
Gastronomía:
Apropiado para las carnes rojas y la caza. Combina perfectamente con guisos de carne o estofados; especialmente con carnes gelatinosas como el rabo de toro o la carrillada. Excepcional maridaje para las setas, así como para los quesos muy curados.
Se sirve fresco. 
Palo Cortado: Vino de gran complejidad que conjuga la delicadeza aromática del amontillado y la corpulencia en el paladar del oloroso.
Notas de Cata
De color castaño a caoba, su aroma presenta una gran variedad de matices, conjugándose armónicamente las notas características de amontillados y olorosos con otras cítricas, que recuerdan a la naranja amarga, y lácticas, como la mantequilla fermentada. Su paladar resulta a la vez redondo, profundo y voluminoso, presentándose las notas aromáticas en el retro-gusto con una expresión suave y delicada, en un final placentero y duradero.
Gastronomía:
Puede acompañarse de algunos frutos secos, quesos curados y, en la mesa, de consomés bien concentrados, guisos o carnes gelatinosas (rabo de toro, carrillada...)
Se sirve fresco.
Pedro Ximenez: Vino dulce natural. Se elabora a partir de la uva del mismo nombre, que se pasifica al sol para obtener un mosto con una extraordinaria concentración de azúcares. Su crianza, exclusivamente de carácter oxidativo, propicia una progresiva concentración aromática y una complejidad creciente, sin perder la frescura típica de la variedad.
Notas de Cata
Vino de color ébano más o menos intenso con irisaciones yodadas, con lágrima muy amplia y sensación visual de gran densidad.
En nariz ofrece aromas extremadamente ricos, con predominio de las notas dulzonas de frutos secos tales como pasas, higos y dátiles, acompañados de aromas de miel, arrope y frutas en compota y confitada, acentuándose con el tiempo de envejecimiento los tonos tostados (café, chocolate amargo y cacao) y regaliz.
En boca resulta aterciopelado y untuoso, con una acidez que mitiga el dulzor extremo y la calidez del alcohol, y un final muy largo y sabroso.
Gastronomía:
Es todo un postre en sí mismo, aunque combina perfectamente con postres no muy dulces, a base de chocolate ligeramente amargo, con los helados o con los quesos azules de gran intensidad, como el Cabrales o el Roquefort.
Se sirve ligeramente fresco.
Moscatel: Vino dulce natural. Es un tipo de Jerez monovarietal en el que predominan las notas afrutadas típicas de este tipo de uva, una de las de mayor personalidad aromática. 
Notas de Cata
Vino de color castaño a caoba intenso, con aspecto denso y lágrima amplia. En nariz destacan las notas varietales características de la uva moscatel, pudiéndose apreciar también aromas florales de jazmín, azahar y madreselva, así como notas cítricas como de lima o pomelo, junto con otras dulzonas.
Su paladar presenta un dulzor fresco, destacando los sabores varietales y florales, con un final ligeramente secante y amargo.
Cuando la uva moscatel se somete al tradicional proceso de “asoleo” se produce una gran concentración de los azúcares y aparecen notas típicas de pasificación. El vino resultante se suele etiquetar como “Moscatel de Pasas”. 
Gastronomía:
Es el vino ideal para combinar con la repostería, con postres no excesivamente dulces, a base de fruta y con helados.
Se sirve fresco.
Otros: Vinos Generesos de Licor:
Pale Cream, Medium y Cream.

Categorías especiales de vinos de Jerez:
V.O.S. y V.O.R.S.: 
Vinos de vejez calificada: edad media de al menos 20 y 30 años respectivamente.


Web consultada: sherry.org
www.vinoon.com